El distanciamiento social, detector de portadores asintomáticos, reducción en el aforo de trabajo, la aplicación de un seguimiento de contactos y los muestreos masivos, son solo algunas medidas que se han tomado en las plantas de producción porcina.

Escribe: Actualidad Porcina

Mediante el seminario virtual «Una visión del sector porcino en Perú en tiempos de pandemia COVID-19«, realizada por la Asociación Peruana de Porcicultores, el Dr. Hongyao Lin (Singapur), Gerente Técnico MSD AH – Asia, nos retrató una visión clara y especifica acerca de la situación actual del COVID-19 en algunos países de Asia y como este viene afectando a la industria porcina.

Asimismo, el Dr. Lin empieza relatando un breve resumen de todo lo que ha venido ocurriendo en China y algunos países del Asia a causa de la pandemia del COVID-19. En esta ocasión explica que, desde el 23 de enero, más de 40 mil profesionales de la salud y el ejército estuvieron conteniendo el virus, así como la creación de 16 hospitales temporales para cubrir la demanda.

De esta manera, el experto de MSD enfatiza como el coronavirus ha afectado a su vez a distintos sectores de producción de Asia, entre ellos el sector porcino. Hubo medidas que impactaron gravemente en la cadena de valor del cerdo, mediante la paralización, por ejemplo, del transporte de alimentos, materiales y cerdos durante un tiempo, lo que imposibilitaba que la producción se realizara correctamente.

Ante esta situación, según el Dr. Lin, distintos gobiernos de Asia, a través de los ministerios de transporte, seguridad pública y agricultura, realizaron planes para que el flujo de producción en la cadena alimenticia de Asia no se frenara y de esta manera asegurar el suministro adecuado de alimentos a la población.

Adicionalmente, el sector porcino también implementó ciertas medidas para evitar la propagación del coronavirus en el área de trabajo. Entre estas se incluyen protocolos como el distanciamiento social, detector de portadores asintomáticos, reducción en el aforo de trabajo, la aplicación de un seguimiento de contactos, muestreos masivos a trabajadores, trabajo desde casa a empleados de oficina, entre otros.

En cuanto a las actividades de trabajo, las plantas de producción en Asia, según explica el experto de MSD, se han implementado de distintas maneras como las siguientes:

División de turnos

  • Dividir los turnos de 2 a 4
  • Si alguno de los turnos se pierde por algún trabajador enfermo, quedan 3 turnos aún para cubrir el trabajo.
  • La planta tiene como operar las 24 horas del día.

Distancia social

  • Permitir la separación de al menos 1 metro de distancia, reduciendo así la velocidad del sistema para que el personal de línea pueda disminuir también (500/hr a 300/hr).
  • Separar las áreas de descanso y comedor, usando cabinas portátiles o salas de reunión.
  • 30 minutos de paro entre turnos para permitir la limpieza y desinfección de la línea

Muestreo

  • El personal completo de la planta es muestreado usando hisopados nasales por una semana
  • Traslado de los dormitorios compartidos con otras instalaciones especiales
  • Los que no se han infectado, solo pueden trabajar en una sola área (por ejemplo, los de deshuesado, no pueden moverse a la línea de matanza).
  • Recuperados pueden moverse a distintas áreas

Inspectores

  • No tienen permitido moverse entre plantas (riesgo clave)
  • Comunicación entre sectores por Walkie-talkie o radio

Monitoreo de la salud

  • División de trabajadores en pequeños grupos con un supervisor, el cual debe recibir la información de la salud de estos mediante WhatsApp
  • Toma de temperatura 3 veces al día

Deja un comentario